sábado, 15 de junio de 2013

Impresión digital de vinilo para fachada de cristal

Las campañas publicitarias efímeras, digamos, las que tienen una duración definida muy corta y enfocada a concentrar  nuestras ventas en un periodo corto de tiempo, deben ser publicitadas de la forma más espectacular posible para que el mensaje llegue rápido a la audiencia, tanto a clientes habituales como a aquellos con intención real de compra que paseen cerca de nuestras instalaciones. Si a esta necesidad le sumamos la posibilidad de utilizar toda la fachada del edificio para que cubra la falta de un escaparate visto (debido a la idiosincrasia del mismo edificio) nos encontramos con una superficie publicitaria única para desarrollar este tipo de mensajes publicitarios.

Y esto es precisamente lo que uno de nuestros clientes realiza cada vez que necesita difundir un mensaje de manera impactante. Utilizando la superficie de la fachada de cristal llama enormemente la atención sobre todos los usuarios en varios centenares de metros a la redonda. Para ello utiliza varias técnicas, ya sea la de rotular con letras de vinilo o, como en este caso, utilizar vinilo impreso digitalmente y fijarlo sobre la superficie acristalada.

instalacion de vinilo sobre fachada

En este caso concreto estamos hablando de un vinilo de dimensiones considerables (7,5 x 7,5 metros) que debe manipularse con verdadera profesionalidad a la hora de aplicarlo. Como siempre, la superficie debe estar completamente limpia y debe ser aplicado con un poco de agua y jabón para permitir a los aplicadores una movilidad en caso de error de solapación. En los meses de calor este tipo de trabajo es más difícil de realizar debido a que las altas temperaturas secan dicha solución jabonosa y el vinilo se adhiere muy rápidamente, dejando muy poco margen de error a los operarios encargados de su instalación.

La altura de esta instalación, al ser bastante considerable y manejar unos paños de vinilo muy grandes, lo mejor es realizar su fijación mediante una grúa o plataforma de tijera, de esta forma los fijadores podrán realizar su trabajo más cómodamente y, consecuentemente, el resultado será siempre mucho más nítido.

Tras la quincena que durará esta campaña publicitaria (de ahí lo "efímero" que mencionábamos en el primer párrafo del artículo), habrá que desmontar toda la instalación que se ha realizado en la población de L'Hospitalet de Llobregat (área metropolitana de Barcelona) y volver a dejar la fachada en las misma condiciones en que la encontramos, para ello utilizamos unas cuchillas especiales y una solución diluyente muy suave que permite limpiar los restos de adhesivo inherentes a este tipo de instalaciones. No obstante, el tipo de vinilo que se utiliza para este tipo de campañas publicitarias tan efímeras tiene menor cantidad de adhesivo para que sea más fácil retirarlo y para que los costes económicos sean menores. 

Evidentemente no es lo mismo ejecutar una instalación de este tipo fijando unos vinilos para escaparate que deben durar al menos tres años que un vinilo que está programado con una vida útil de 15 días (aunque podría estar meses perfectamente sin sufrir el más mínimo desperfecto). Hemos de tener siempre en cuenta el tipo de material que queremos utilizar y adaptarlo a las necesidades reales del trabajo que el cliente nos encomienda.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada