miércoles, 14 de mayo de 2014

Instalación de valla publicitaria 3,20x2 en Polinyá, Barcelona

A la hora de pensar en la idoneidad de las medidas de una valla publicitaria siempre hay que tener en cuenta los estándares de las chapas que componen la pantalla. En base a dichas medidas podemos establecer el ancho y alto ideal para que nuestra estructura sea compatible con la idea de economizar costes. Ya sabemos que todo lo que se sale de lo estándar acaba siendo más caro que lo que sigue los cánones establecidos por la industria. (Puedes leeer este artículo para conocer un poco más sobre las medidas utilizadas en vallas de publicidad).

Gracias a los recursos y a la experiencia acumulada durante más de 25 años, en nuestro caso, podemos adecuar las estructuras a cualquier medida que el cliente necesite; no obstante, y repetimos, todo aquello que ha de manipularse tiene un sobrecoste por las horas que nuestros operarios deben dedicar a hacer manualmente aquello que la industria no satisface.

vigas valla publicidad

Y este es el caso de esta valla de publicidad que quedó instalada en la población de Polinyá, en la provincia de Barcelona. En un principio las medidas aproximadas que quería el cliente eran de 3 de ancho por 2,50 metros de alto, algo que se sale por encima de la media de los estándares. Tras el asesoramiento recibido por parte de nuestros expertos se decidió finalmente establecer las medidas que las chapas galvanizadas dictan, en este caso un 3,20 x 2 metros, que son el resultado de sumar 4 chapas de 0,80 de ancho por 2 metros de alto.

valla publicitaria en Polinyá

En muchas ocasiones nos hemos encontrado con empresas que nos han llamado para cambiar vinilos o desmontar estructuras con medidas totalmente desproporcionadas que no vienen a cuento. Es decir, en casos especiales donde la distancia entre parcelas nos obliga a ceñirnos a unas medidas concretas (o incluso en el caso de vallas publicitarias de organismos públicos), no tenemos más opciones que acatar lo que el terreno o la legalidad nos dicta. Pero en otros muchos casos nos hemos dado cuenta de que el cliente no es adecuadamente asesorado y el resultado acaba siendo el pago de un sobrecoste (a veces de hasta un 30% sobre el precio normal) que podría haberse evitado adecuando nuestro gusto estético a lo que el mercado ofrece. 

valla de publicidad en Polinyá

La mayoría de las veces la actuación del cliente viene definida por el desconocimiento, acción que aprovechan algunas empresas para facturar más. Desde nuestra agencia de publicidad siempre tratamos de asesorar en todo lo posible al cliente para que, bajo antecedentes, pueda definir su estrategia conforme a todos los datos disponibles. La ejecución de un trabajo tiene que venir siempre predefinida en base a la información de la que se dispone, y es evidente que cuanta más información tengamos más adecuada será la resolución final del proyecto.

Finalmente instalamos esta "pequeña" valla de publicidad en Polinyá, perforandodos vigas, hormigonando y posteriormente ajustando las 4 chapas galvanizadas que conforman la medida final de 3,20 x 2 mts. El vinilo fue fijado a las chapas en el taller, así la rapidez de ejecución es mayor en la calle. Al tener la calle una sola orientación, se le dió a la cartelera una inclinación para que la audiencia de la zona pudiera ver mejor el mensaje impreso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada